La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Policía

Asesinato de policía en Mérida frente al Complejo de Seguridad tras acudir en socorro de familia de Chetumal por presunto intento de secuestro

364

VISITAS

Redacción / Actualización.- Circula la versión de que un policía de la Secretaría de Seguridad habría sido asesinado a balazos y otro más se encontraría herido. Sin embargo, hasta ahora, las autoridades niegan cualquier información y afirman que se está investigando. 

Un vehículo oficial tipo Nissan blanco tipo Versa último modelo placas ZBG 987 A se encuentra chocado en el carril de ingreso al periférico en el área del Complejo de Seguridad. El área está cerrada al tráfico por elementos de la corporación y de la Fiscalía General del Estado, los que colocaron cinta amarilla.

El asesinato tuvo lugar en la mañana de hoy cuando los policías transportaban a un delincuente, el que según ha trascendido extra oficialmente, habría desarmado a los oficiales, matando a uno e hiriendo a otro.

Tras morir, el elemento de la SSP estrelló su vehículo contra la barrera de seguridad, donde fue hallado el auto.

Versiones señalan que elementos de la misma corporación trasladaban a un hombre al complejo de seguridad y, a las puertas del mismo, el sujeto sacó un arma (algunas versiones dicen que se la quitó a uno de los policías) y les disparó a los elementos.

No hay nada confirmado y son puras especulaciones, más allá del auto chocado frente al Complejo de Seguridad en Mérida.

Sin embargo, existe información que señala que los policías habrían intervenido en un intento de secuestro de una familia proveniente de Quintana Roo. 

El mismo vehículo Versa blanco fue grabado en Plaza Sendero horas antes. Hasta allí acudieron elementos policíacos tras el llamado de una familia que era presuntamente seguida por maleantes, la que ingresó en la plaza pidiendo a gritos ayuda, según reportes de seguridad de dicho centro comercial.

Hasta el lugar habrían llegado policías y los elementos del Versa Blanco, el que fue fotografiado en la plaza. Precisamente uno de esos maleantes habría sido el que mató a uno de los policías tras desarmarlo e hiriendo a otro. 

Los elementos pertenecían a la unidad anti secuestros de la Fiscalía General del Estado.